El justiciero del destornillador habría tenido un romance con la víctima

Enseguida trataron el caso como “legítima defensa”. La joven muerta, de 22 años, sería una ladrona que amenazaba la vida de su mujer embarazada de 8 meses. El mecánico, de unos 24, le clavó el destornillador en el cuello. La víctima, aseguran, era adicta al paco. Sin embargo, la investigación podría tener un giro inesperado. Según publica el diario Crónica, la supuesta delincuente habría tenido una relación amorosa con su asesino, quien estuvo internado en un centro de rehabilitación y allí habría conocido a la joven.

En este sentido, los investigadores consideran que la víctima pudo haber concurrido a la vivienda del mecánico para increparlo y delatarlo frente a su mujer. La mencionada hipótesis, manejada por Alfredo Nievas Woodgate, de la Unidad Funcional Nº 3 de Quilmes, sostiene que, en esas circunstancias, se habría originado una discusión entre la muchacha y el individuo

Hasta el momento, el cadáver de la mujer todavía no fue reconocido ni reclamado por sus familiares o allegados, luego de ser llevado a la morgue del cementerio de Ezpeleta. Las diligencias investigativas, encaradas por los integrantes de la comisaría 3ª de Quilmes, permitieron establecer, a su vez, que la muchacha frecuentaba y pasaba las noches en la temible villa Los Eucaliptos.

La casa situada en la calle Catamarca al 2500 no volverá a ser la misma. Todo cambió desde el sábado a la madrugada, alrededor de las 2.40.
Foto: Crónica
Compartir en Google Plus

Acerca de Quilmes Hoy

Con la tecnología de Blogger.